Saltar al contenido
Negocios, Marketing e Inversiones…

Negocios, marketing e inversiones: tres elementos esenciales del emprendimiento

newspaper

Emprendimiento, es una palabra muy difundida hoy día. Muchos son los mentores, empresarios, programas de youtube, cursos y portales que hablan del emprendimiento –éste blog es uno de esos ejemplos-. Aunque muchas veces se ignoran las implicaciones y los elementos esenciales del proceso de emprender, porque al fin y al cabo es eso, un curso, un camino, un proceso.

Pensando en torno a ello, constaté que existen tres elementos sustanciales y primordiales que son: negocios, marketing e inversiones, y la interrelación entre ellos –que son las tres categorías principales de éste website-, explicaré cada punto y como estas áreas se condicionan mutuamente y se interrelacionan entre sí.

Un emprendimiento o negocio que no venda es un hobby, y si no sabemos de finanzas e inversiones es probable que en el corto o mediano plazo se vea en amenaza de quiebra.

Muchas veces los emprendedores, conocen muy bien su idea de negocio, la forma y estructura del mismo, así como el problema que van a solucionar  a sus clientes potenciales, pero no perfeccionan sus estrategia de ventas –esto suele pasar mucho en las startups y en los primeros años de todo emprendimiento, aunque es solucionable-.

Al no incrementar el flujo de caja comienza el primer eslabón a fallar, las finanzas de la empresa se ven afectadas y el negocio puede fracasar.

De forma breve, se puede observar como cada una de esas áreas van de la mano y como se relacionan generando una simbiosis o una sinergia entre ellas.

Los negocios viven de lo que venden –sean productos o servicios-, por ello el departamento de Marketing es vital y así mismo, si se quiere hacer crecer el emprendimiento se debe conocer sobre finanzas e inversiones, para detectar la mejor y más optima forma de gestionar los recursos financieros o monetarios para el crecimiento de la empresa.

 

La importancia de la gestión financiera como emprendedor

Pongamos la lupa al proceso de emprender, asumamos la posición del emprendedor, ya posee la idea de negocio, sabe que problema solventar, desarrolló una buena estrategia de marketing, pero esta iniciando y su punto flaco son las inversiones y la gestión financiera, la falta de capital. En este caso existen dos opciones:

1.-El emprendedor que sabe a donde dirigir cada centavo o dólar ingresado.

2.- El emprendedor que en cambio desconoce como funcionan las finanzas.

Si no tienes las condiciones financieras necesarias, es probable que te cueste un poco más. Puedes empezar por conseguir un empleo y entre medio tiempo ir erigiendo tu empresa, pero si no sabes donde y en que áreas destinar el dinero ingresado por tú empleo, se te hará cuesta arriba poder consolidar cualquier tipo de negocio.

Por ello, es importante conocer las opciones que nos ofrece el mundo de hoy a nivel de inversiones y cómo opera para poder apalancarnos en el –el concepto de apalancamiento es vital en los negocios, desarrollaré un post más adelante-.

Si conseguimos buenas opciones para generar flujos de cajas, que puedan crecer constantemente alimentando tus fuentes de ingresos pasivos, se traducirá en un crecimiento exponencial en términos financieros a nivel personal. Toma en cuenta ésto y podrás tener una ventaja comparativa en el mundo de hoy.

 

El Marketing y su importancia

Debes vender, hacer publicidad, invertir en clics inórganicos, generar contenido, captar clientes, crear estrategias de fidelización y vender, vender y vender.

Lo recalco porque en muchas entrevistas con emprendedores, he notado que éstos se olvidan de la importancia de generar y fidelizar clientes a largo plazo, y esto se convierte en la mayor de las falencias dentro del emprendimiento, que junto a una mala estrategia de gestión y creación de inversiones rentables terminan por ser parte de las estadísticas de fracasos empresariales.

Dedico muchos post y temas sobre el marketing, porque el emprendedor debe saber utilizar toda la potencialidad que éste ofrece y sus ventajas, así como subsanar los problemas de ventas dentro de su negocio.

El marketing es algo dinámico, como las sociedades, por ello siempre se deben replantear formas de gestionar mejor la publicidad y eso queramos o no también es un proceso de aprendizajes y experiencias que podemos apalancarnos con cursos, post, podcast, entre múltiples recursos que existen hoy día.

Grábate esto, si no vendes morirás, seas empleado, emprendedor, escritor o a lo que te dediques todo en el mundo de hoy, en el sistema en que vivimos depende en gran medida de tus nociones de ventas, tu éxito son tus ventas.

Si vas a buscar empleo, debes venderte como la mejor opción por ejemplo, así que si aún eres empleado pero quieres emprender. Nunca desatiendas el aspecto de marketing y publicidad, y si necesitas ayuda invierte en una agencia de marketing digital, en algún consultor o especialista y contrata sus servicios, eso más que un gasto será una inversión a corto, mediano e incluso a largo plazo.

 

Inversiones: el eslabón ignorado de los emprendimientos

Retomando las ultimas lineas del párrafo anterior, cuando indico que contratar agencias de publicidad o de mercadeo especializadas es una inversión y no un gasto.

Lo recalco porque muchos emprendedores que están en la etapa de auto-empleado, no logran superar las barreras de ventas y la adquisición de nuevos clientes, porque no logran observar los elementos en que están fallando, y por ello se estancan y no logran crecer.

Muchas dueños de negocios aún hoy día en hispanoamérica me preguntan, ¿para qué voy a invertir en publicidad y marketing digital? Y mi respuesta es simple, para que sobrevivas, pero luego no dan el último paso y no invierten en ello. Tal situación a la larga genera estancamiento, decrecimiento o simplemente el fracaso de tu negocio.

Si no te adaptas a los nuevos cambios, vas a tener un negocio que solo depende de ti o de tus vendedores 1-1 y con ello es insuficiente que puedas expandirte.

En otras palabras estas utilizando en pleno siglo XXI un esquema de ventas de principios del siglo XX, en definitiva eso traerá como consecuencia el colapso de tu negocio.

Porque invertir significa sembrar en algo que te traerá más dinero, en un mediano y largo plazo, es colocar inteligentemente tus fondos para conseguir aumentar tu flujo de caja y crecer.

Invertir es abrirte a nuevas formas de pensar y relacionarte con el dinero, y no verlo como el fin, sino como el medio que realmente es.

El dinero en si mismo pierde valor constantemente, las inversiones por el contrario deben aumentar ese valor inmanente –igual toda inversión posee riesgos de perdidas de capital, acá es donde entra los asesores financieros-.

Tú fin ultimo como dueño de empresa, CEO, emprendedor o empresario es hacer crecer tu negocio aportando valor y gestionándolo de manera inteligente, por ello si tienes un extra de dinero, puedes invertirlo en marketing y sembrar esa semilla que te dará nuevos clientes y te proporcionará crecimiento.

¿Te parece relevante la interrelación entre negocios, marketing e inversiones? ¿Te parece que es necesario ahondar en algún tópico? ¿Estás en una de estas étapas y no sabes cómo  seguir creciendo? Coméntame acá abajo y te sabré asesorar.

Gracias por leerme, espero tenerte devuelta pronto.